Valderrobres, Teruel

Valderrobres, Teruel

Espectacular pueblo con encanto de la comarca de la Matarraña, donde casi todos sus pueblos entrañan un encanto espectacular. Se podría decir sin duda que Valderrobres es el máximo exponente de esto.

 

Ya cuando se puede divisar a lo lejos descubres la espectacularidad de este pueblo. Con un imponente castillo dominando un homogéneo conjunto de casas de piedra muy bien conservadas. Cuando uno deja el coche para visitarlo y se detiene ante el puente medieval de SanRoque, antes de cruzarlo, se da cuenta de la belleza del conjunto.

Nada más cruzar el puente nos encontramos en el interior de una preciosa ciudad medieval.

 

No se puede recomendar solo un lugar ni dos ni tres que visitar. Aquí hay que visitar cada calle, cada esquina, cada cuesta de empedradas escaleras…. Un lujo para la vista y los sentidos y el reconocimiento de ser sin duda uno de los pueblos más bonitos de España.

 

Valderrobres posee un patrimonio arquitectónico de gran valor que con sólo un vistazo al pueblo puedes intuir debido a la belleza del mismo. Desde el Castillo-Palacio, monumentos Nacional desde el año 21931, hasta la Iglesia de Santa María la Mayor: de estilo gótico aragonés, de los siglos XIV y XV.

Si el renacimiento y el barroco fueron épocas en las que el arte comarcal se acerca a influencias aragonesas, el gótico es una etapa en la que en Valderrobres, las cosas se hacen en la manera mediterránea, dado que sufrió gran influencia de esta vertiente artística. Se impuso el edificio sencillo, de nave única, sin crucero, con cubiertas que oscilan ente la bóveda de medio cañón apuntada y la crucería, techos de madera, capillas laterales entre los contrafuertes, ... La Orden de Calatrava creó una seria de iglesias y ermitas próximas al estilo románico en el siglo XII.